Tortitas saladas de quinoa y garbanzo

Estas tortitas tortitas saladas son como nada que hayas probado antes, ¡ricas en fibra y con un montón de proteínas!

Las servimos con hummus y nuestra salsa de tahini y limón. Yo, además, le puse toneladas de perejil fresco a mi plato porque quedaba delicioso.

Son muy saciantes y fáciles de hacer pero tienen un poco de truco ya que no tienen la densidad de la masa de tortitas normal y corriente.
Además hay que cocer primero la quinoa. La harina de quinoa existe, pero no es barata ni fácil de conseguir.

Si no tienes una sartén antiadherente y paciencia no recomiendo hacer esta receta.

INGREDIENTES

  • 2 tazas de quinoa cocida*
  • 1/2 taza de harina de garbanzo
  • 1 3/4 tazas de leche de soja
  • 1 cda de aceite de oliva o girasol
  • 1 pizca de sal
  • Opcional: hierbas secas y especias para darles un poco de sabor

*Esto se mide DESPUÉS de cocer la quinoa, no se mide antes de cocinarla sino después. Si haces mucha quinoa puedes echar un ojo a esta ensalada para usar la que te sobre.

INSTRUCCIONES

  1. En una trituradora, tritura bien todos los ingredientes hasta que quede lo más homogénea posible la masa.
  2. Calienta a fuego medio una sartén antiadherente bien limpia y engrásala ligeramente con aceite.
  3. Cuidado: no hagas las tortitas muy grandes. Pequeñas es mejor, porque son muy delicadas. Añade 1/4 de taza de masa (aprox) y extiéndela con cuidado en la forma y grosor que desees.
  4. Espera a que estén opacas por arriba antes de darles la vuelta. Tardan un par de minutos. A lo mejor la primera no te sale, cada sartén y fuego tienen su truco, pero ten paciencia y no las muevas de su sitio hasta que estén bien opacas por arriba y puedas despegarlas fácilmente (con cariño)
  5. Repite el proceso hasta que estén todas listas y sírvelas con lo que más te guste. hummus, salsa de tahini, gravy, verduras a la parrilla…

Fotografía hecha por Jose Guerra