Risotto de mar

Un risotto sin tinta de calamar y sin pescado ni marisco, ¡pero con mucho sabor!

Y es que no adivináis lo que le da el color negro: ¡tahini! Sí, pasta de sésamo negro. Está tan tan rico… Y le da la cremosidad que normalmente le aportaría la mantequilla y queso, pero sin nada de origen animal (y con mucho calcio, por cierto).

Los ingredientes de hoy no son especialmente baratos y fáciles de conseguir. Aunque hoy en día seguramente no os cueste mucho encontrar algas secas y tahini normal, el tahini negro y las shiitake secas no son comunes…
El tahini lo tenemos desde que visitamos Green Bay, el supermercado vegano en Londres. Lo compramos porque nos hizo ilusión, pero nos costó un ojo de la cara y por eso al final nunca lo usamos para nada. Y eso que nos pirra el tahini preparado como la salsa de cacahuete.

La receta en sí es simple, y sólo con algas quedaría igual de rica. Simplemente queríamos darle un giro divertido e interesante. ¡Espero que os animéis a hacerla!

INGREDIENTES para 2 porciones

  • 1 taza de arroz redondo
  • 1 cebolla
  • 1-2 cdas de wakame seca (o las algas que más te gusten)
  • 1 tira de kombu seca (opcional)
  • Caldo de verduras o agua
  • 2-3 cditas de tahini (negro o normal)
  • Shiitake secas rehidratadas para decorar
  • 1 cda de aceite o margarina
  • 2 cdas de levadura nutricional (opcional)

INSTRUCCIONES

Pica la cebolla y rehógala con el aceite en una olla mediana. Añade el arroz y las algas y cúbrelo todo con agua o caldo caliente.

A fuego medio, ve removiendo sin prisa pero sin pausa. Cada vez que el arroz no esté justo cubierto por agua, añade un poco más. Puedes usar un cucharón, nosotros la añadimos directamente de la kettle caliente.

Hacer risotto es fácil, pero tienes que estar ahí todo el rato removiendo. Y si usas arroz integral, esto es una pesadilla. El arroz blanco redondo debe tardar unos 15 minutos en cocerse, o sea que durante 15 minutos tienes que ir echando agua de a poquito, sin parar de remover.

A partir de los primeros 10 minutos, no añadas tanta agua como al principio y a partir de los 13 minutos, ve probando el arroz. Cuando le quede poco, simplemente deja que se haga cremoso mientras se reduce el agua, sin añadir más.
Una vez listo, apaga el fuego y añade el tahini, levadura nutricional, margarina o aceite, sal… ¡lo que quieras! Ponlo a tu gusto. La kombu quítala, y guárdala si quieres para otra cosa, pero no te la comas (la textura es rara).

Las shiitake rehidratadas puedes cortarlas en tiras y saltearlas. Me encanta la textura y sabor que tienen, le dan un buen toque a este risotto (y a cualquier cosa, la verdad).

¿No tiene una pinta buenísima?

Esperamos que os encante esta receta. ¡Nos vemos pronto con más!

Fotos hechas por Jose Guerra Hermo

Risotto de mar
Preparación
5 min
Cocción
15 min
Total
20 min
 

Un risotto sin tinta de calamar y sin pescado ni marisco, ¡pero con mucho sabor!

Porciones: 2 platos
Autor: Cocinina Vegana
Ingredientes
  • 1 taza de arroz redondo
  • 1 cebolla
  • 1-2 cdas de wakame seca (o las algas que más te gusten)
  • 1 tira de kombu seca (opcional)
  • Caldo de verduras o agua
  • 2-3 cditas de tahini (negro o normal)
  • Shiitake secas rehidratadas para decorar
  • 1 cda de aceite o margarina
  • 2 cdas de levadura nutricional (opcional)
Instrucciones
  1. Rehoga la cebolla picada en el aceite caliente en una olla. Una vez transparente, añade el arroz y las algas, y cubre todo con agua (o caldo). 

  2. A fuego medio, no pares de remover y añadir más agua de a poco, para que siempre se mantenga más o menos al mismo nivel (el arroz cubierto muy justo con caldo). Sigue así durante 12 minutos.

  3. Los últimos 3 minutos no añadas agua, simplemente deja que se evapore hasta que esté cocido y cremoso. Añade el tahini, sal, pimienta, levadura nutricional, margarina... ¡Lo que quieras! 

  4. Sírvelo con las shiitake rehidratadas salteadas por encima, o con parme-sano (receta en la web). Está para chuparse los dedos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.