Magdalenas de espinaca

Unas magdalenas con un sabor único y un color espectacular, ¡perfectas para sorprender tanto a peques como mayores!
Y no sólo son geniales por Halloween, sino que se pueden comer en cualquier momento del año siendo un snack divertido para cumpleaños, picnics o merendolas. Para darles más juego en Halloween y que parezcan monstruos, os dejamos unas ideas:

  • Coco rallado o virutas de chocolate como pelo.
  • Una nuez entera como un cerebro.
  • Pepinas de chocolate como manchas (como en las fotos).
  • Frambuesas para conseguir un contraste fucsia-verde increíble.
  • Puedes incluso decorarlas como si fueran cupcakes, ¡con icing y distintas gominolas (vegetales) de gusanos por encima!
  • Galleta triturada, como tierra, y media galleta clavada como una tumba.

Esperamos que estas ideas os inspiren. Ahora vamos con la receta.
Si prefieres, puedes usar vainilla o banana para darles sabor en lugar del limón. Creemos que limón es ideal porque concuerda con el color refrescante, y es el sabor más tradicional de magdalena.
Si pruebas banana, te recomendamos añadir una banana mediana entera. Si es vainilla, dependerá del tipo de vainilla (esencia, polvo, pasta, gel…).

INGREDIENTES

  • 280gr de harina blanca (de repostería a ser posible)
  • 1 1/2 cditas de levadura en polvo
  • 1/2 cdita de bicarbonato
  • 125gr de azúcar blanca
  • Ralladura de 2 limones
  • 200ml de leche de soja o avena
  • 140gr de espinaca fresca*
  • 180ml de aceite neutro

*Es importante que sea fresca para conseguir este color.

INSTRUCCIONES

Precalienta el horno a 180ºC (marca 5 en horno de gas) con calor por arriba y abajo. Sin ventilador.
Mezcla la harina, azucar, levadura y bicarbonato en un bowl. Puedes tamizarlo si quieres para que quede más ligero y sin grumos.

Lava bien las espinacas, escúrrelas y centrifúgalas a ser posible.

Con una batidora, bate a máxima potencia la leche de soja con la espinaca fresca hasta que sea una mezcla homogénea.

Añade la ralladura de limón a la mezcla seca, pero sin mezclar.

Ahora puedes echar la leche verde a los ingredientes secos.

¡Y no te olvides del aceite!

Asegúrate al mezclar que no quede harina abajo o en los bordes del bowl. No mezcles demasiado, simplemente hasta que esté todo bien ligado.

En un molde de metal con 12 pirotines, reparte la masa por igual. Más o menos 3/4 del pirotín.

Ahora puedes añadir el coco, chips de chocolate o nueces. ¡Y al horno!

15 minutos debería bastar. Puedes pinchar alguna con un palillo para comprobar que no estén crudas por dentro.
Sácalas y déjalas enfriar 5 minutos dentro del molde de metal antes de pasarlas a una rejilla a enfriar del todo. Si vas a decorarlas, espera hasta que estén completamente frías.

¡A disfrutar!

Fotos hechas por Jose Guerra Hermo

5 de 3 votos
Imprimir
Magdalenas de espinacas
Preparación
10 min
Cocción
15 min
Total
25 min
 

Unas magdalenas con un sabor único y un color espectacular, ¡perfectas para sorprender tanto a peques como mayores!

Porciones: 12 magdalenas
Autor: Cocinina Vegana
Ingredientes
  • 280 gr de harina blanca
  • 1 y 1/2 cditas de levadura en polvo
  • 1/2 cdia de bicarbonato
  • 125 gr de azúcar
  • 2 limones (ralladura)
  • 200 ml de leche de soja o avena
  • 140 gr de espinaca fresca
  • 180 ml de aceite neutro
Instrucciones
  1. Enciende el horno a 180ºC (marca 5 en horno de gas) con calor arriba y abajo, sin ventilador.

  2. Mezcla bien en un bowl grande la harina, levadura en polvo, bicarbonato y azúcar. Opcionalmente, puedes tamizarlo.

  3. Bate a máxima potencia la leche de soja con la espinaca hasta que quede un líquido homogéneo.

  4. Añade a la mezcla seca la ralladura de limón, la leche verde y el aceite y mezcla hasta que esté todo unido y no quede harina en el fondo o los lados del bowl.

  5. Reparte la mezcla entre 12 pirotines colocados en un molde de metal de magdalenas. Añade los toppings que quieras: pepitas de chocolate, nueces, frambuesas, coco, y apriétalo un poco contra la masa.

  6. Hornea las magdalenas durante 15 minutos. Antes de sacarlas comprueba que están hechas por dentro con un palillo.

  7. Déjalas enfriar dentro del molde durante 5 minutos antes de pasarlas a una rejilla a terminar de enfriar.

  8. ¡A disfrutar! 

Notas

Si prefieres, puedes usar vainilla o banana para darles sabor en lugar del limón. Creemos que limón es ideal porque concuerda con el color refrescante, y es el sabor más tradicional de magdalena. 
Si pruebas banana, te recomendamos añadir una banana mediana. Si es vainilla, dependerá del tipo de vainilla (esencia, polvo, pasta, gel...). 

6 thoughts on “Magdalenas de espinaca

  1. Hola,
    He descubierto hace poco tu blog y me he lanzado a hacer las magdalenas…buenísimassss!! Tengo dos peques y también les han encantado!! Ahora a ver cuál es la siguiente receta que probamos!
    Un abrazo, gracias.

    1. ¡Qué alegría! No sé por qué, me gace especial ilusión que a peques les gusten nuestra receta. Quizá porque pueden llegar a ser los más exquisitos, jajaja ❤ ¡un abrazo enorme!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *